sábado, 22 de diciembre de 2007

La belleza del siempre en el jamás

Ahora mismo acabo de finalizar la lectura de un libro que termina con la reflexión de la belleza del siempre en el jamás.

Es un pensamiento que yo misma he sentido muchas veces,digo sentido porque es algo inconcreto,más perteneciente en mi al Universo de lo que siento que a algo que obedezca a una reflexión consciente,matemáticamente analizada y diseccionada,pero al leerlo hoy,vi mi pensamiento-sentimiento concretado en letras.

Muchas veces sentí ese momento especial en que el tiempo se congela en un tiempo sin tiempo,es un breve instante que se vuelve eterno,no sé si me explico muy bien...un momento en que se hace realidad eso que nos pintan en los cuentos de hadas...el mundo a nuestro alrededor se congela,los niños que juegan en la plaza quedan con sus piernitas estiradas hacia ese balón suspendido en el aire,los amigos que se encuentran permanecen con las manos sin llegar a chocarlas...
Solo nosotros viviendo nuestro momento especial con movimiento,con vida,oyendo el latido de nuestros corazones,una banda sonora de música suave como si la vida fuese una película con banda sonora de fondo...
Luego,el momento pasa,el mundo se descongela,los niños golpean la pelota,los amigos chocan sus manos y es entonces el instante el que queda congelado en nuestro ser,en nuestra alma para siempre...
Es la belleza del siempre en el jamás,pues seguro tendremos otros momentos,pero ése...ése jamás...y sin embargo ya es siempre.

Pasa con algunos hechos más en la vida...

Alguien cercano a mi en parentesco aunque lejano en el tiempo pues había muerto mucho antes de mi nacimiento,me hizo sentir también esa belleza del siempre en el jamás,cuento por alto para no aburrir a los que me acompañáis por aquí....

Una mujer,un hombre,una época en la que eran frecuentes las relaciones por correspondencia incluso viviendo en la misma ciudad...
Cartas formales al principio,intercambio de pareceres en gustos literarios,nada muy personal...
Poco a poco se va tejiendo entre ellos una verdadera amistad y a base de tantas coincidencias en el sentir,van intercambiándose pensamientos cada vez más íntimos y personales y la amistad se torna amor...
Salían como era típico en aquellas épocas a dar largos paseos por el paseo marítimo,a sentarse en un banco y charlar y aún así,después de despedirse,incluso los días que habían estado juntos se escribían una carta,todos los días carta va y carta viene....
El caso es que ella enfermó y en el plazo de quince días murió,con treinta y tres años...
Él recopiló fragmentos de esas cartas en dos preciosos libros manuscritos que tengo la fortuna de poseer...
Fragmentos de las cartas en los que hablaba de anécdotas de la vida familiar en casa,pensamientos de ella sobre la vida,narraciones de cómo y qué había sentido en la puesta de sol de un paseo concreto...en fín,cosas así...
Con ternura infinita,con amor infinito escribió una recopilación de los fragmentos que le pareció y dedico los libros...

"A Dña Angeles .... con la esperanza de resucitar para ella la voz de su adorada hija,que no ha cesado nunca de vivir en mi recuerdo"

1 de Junio de 1951

Dña Angeles era mi abuela y hoy...largo tiempo después de que hayan fallecido todos los personajes de esta historia,todos siguen vivos,latiendo...
mi abuela,él,a quien conocí pues no dejó de frecuentar mi familia hasta que murió mucho tiempo después y mi tía a quien no conocí...
Todos vivos,su amor eterno...
Leo muchas veces esos libros...
En mi, através de mi,vivos todos,
Su historia de amor viva,eterna...

...La belleza del siempre en el jamás...

5 comentarios:

erik dijo...

Bonita historia.

Es de esas veces que ella, la chica del ank hace eterno algo que a lo mejor de otra forma, quien sabe si habria durado tanto.

Seguramente que si.

celtaj dijo...

La belleza del siempre en el jamás... bombones de chocolate íntimos, soles en nuestra bola de cristal particular y secreta...

Y esa historia de amor imperecedera es un tesoro para recordar que la vida puede tener sentido simplemente con cada sentimiento que regalamos y recibimos.

Un abrazo.

Ana dijo...

El amor eterno, el sueño jamás soñado y siempre vivo, el motivo para permanecer latiendo más allá de la muerte.

Estupendo post ... un espejo del alma eternamente enamorada.

Un cariñoso abrazo Tisbe.

Tchivinguiro: onde nasci. dijo...

Gracias por compartir «la belleza del siempre en el jamás».

Muy profundo. Muy bonito.

Besos.

•°¤*(¯`° (Bett) °´¯)*¤°• dijo...

Siempre es un placer leerte... gracias por compartir tus letras con nostros
Un fuerte abrazo guapa!